Patriotismo 706, Col. Mixcoac CDMX, 03910 | Lun a Vie 11am-5pm

Cómo sanitizar tus aparatos auditivos

Durante la actual contingencia sanitaria por el virus del COVID-19, la limpieza se ha convertido en una prioridad para prevenir el contagio, especialmente en las personas que pertenecen a grupos vulnerables. Esta limpieza no solo se limita a los pisos, superficies, compras y manos, también debe llevarse a cabo en todos los objetos que se encuentran expuestos cuando estamos en la calle o el trabajo, y los aparatos auditivos están incluidos.

En general, estos aparatos deben limpiarse al menos una vez cada dos semanas, ya que se encuentran en contacto con el cerumen, el cual puede acumularse en la goma que va dentro del oído, y con ello disminuir su vida útil y adecuado funcionamiento. Precisamente porque una parte del aparato va dentro del oído, es muy importante que esté limpio para evitar infecciones, por ello hoy te daremos algunas recomendaciones de limpieza:

  • Adquiere el kit de limpieza. En la tienda de aparatos auditivos donde adquiriste el tuyo probablemente encuentres un kit especial para el modelo que compraste; si no lo compraste al momento, puedes encontrar aditamentos de limpieza como cepillos de dientes suaves y finos.
  • Separa las partes que lo conforman los aparatos tipo “curveta” (detrás de la oreja). El molde y el tubito que lo une al aparato son lavables (a excepcion de los modelos RIC). Vierte agua tibia en un recipiente y coloca las partes lavables durante unos minutos para que el cerumen se despegue con facilidad al frotarlo.
  • Sécalo bien. Coloca las piezas en una toalla suave y déjalas ahí hasta que se sequen por completo, ya que si quedan un poco húmedas, tu aparato puede dañarse.
  • Frota con un paño húmedo el resto.  El aparato en sí (donde se localizan los elementos electronicos) no debe mojarse, únicamente puedes frotarlo con el cepillo especial y limpiar los pequeños orificios con mucho cuidado, o limpiarlos con un paño ligeramente húmedo para retirar los posibles residuos de cerumen.
  • Ensambla cuidadosamente tu aparato. Revisa que las piezas queden bien colocadas y en el lugar que corresponde.

En caso de que salgas a la calle, ya sea por trabajo o a hacer compras, ten cuidado al usar la mascarilla o cubrebocas, ya que al colocarse detrás de la oreja, igual que el aparato auditivo, puedes tirarlo y perderlo. Al regresar a casa puedes usar un trapo suave y que no suelte pelusa, ligeramente humedecido en una solución 30% agua y 70% alcohol para desinfectar tu aparato rápidamente; no viertas el líquido en el aparato ni lo rocíes con spray sanitizante, ya que podrías dañarlo.

Tal vez te interese leer: Cuidados de la pila de ion litio

Estar al pendiente del mantenimiento de tu aparato auditivo te ayudará a prevenir las infecciones, a prolongar su vida útil y a que funcione adecuadamente. Si aún no cuentas con un aparato auditivo para escuchar mejor, en la tienda de Comaudi encontrarás entre nuestra variedad de modelos el más adecuado para ti.

Conozca nuestros productos y servicios en Comaudi

estudio audicion audiometria