¿Cómo se detecta la pérdida de audición infantil?

Como padres, desde el primer momento en que tenemos en brazos a nuestros hijos surgen cientos de dudas y, al no saber expresar sus sentimientos con palabras, debemos observarlos atentamente para actuar a tiempo. La salud auditiva de los pequeños es muy importante, y desde que son bebés se debe realizar una valoración médica para descartar una discapacidad auditiva que ponga en riesgo su desarrollo.

La discapacidad auditiva afecta a entre uno y cuatro niños por cada mil nacimientos, sin contar a los pequeños que sufren pérdida auditiva fluctuante, a causa de infecciones del oído, o pérdida auditiva unilateral.

¡EVALUACIÓN SIN COSTO!

¿Cómo escuchan los bebés?

La audición de un recién nacido es similar a la de un adulto, y ya que los bebés comienzan a conocer los sonidos pueden sobresaltarse con facilidad o llorar ante un ruido inesperado o muy fuerte, como el de los aparatos electrodomésticos. Sin embargo, hay pequeños que no parecen reaccionar a dichos sonidos y duermen plácidamente a pesar de encontrarse en un entorno ruidoso, lo que causa preocupación a sus padres.

Para detectar la capacidad auditiva de un bebé se realizan ejercicios sencillos de ubicación de sonido, ya que el ser humano escucha a través de los dos oídos, podemos localizar el sonido con gran precisión. Para observar una auténtica respuesta de localización, se recomienda que el bebé tenga al menos cinco meses de edad y cuando esté despierto hacerle sonidos suaves con las llaves o una sonaja para observar si gira la cabeza hacia la fuente de sonido.

 

El lenguaje y la audición

Conforme crecen los bebés, su lenguaje se desarrolla con base en las palabras que escucha, por lo que el signo más evidente de una discapacidad o daño auditivo es el retraso en el habla. Es importante estar alerta a las situaciones en las que el pequeño no responda adecuadamente a los sonidos para actuar a tiempo y llevarlo con un especialista para detectar formas leves de pérdida auditiva -como cuando se presenta en un solo oído- o más avanzadas, que incluso lleguen a la sordera, por medio de pruebas como la audiometría. Aún las formas leves de pérdida auditiva pueden afectar la capacidad del pequeño para aprender a través de la audición y desarrollar su lenguaje.

Cuándo acudir con el especialista

Si notas que tu hijo se sienta muy cerca de la televisión o sube excesivamente el volumen para escuchar, no se da cuenta cuando alguien que se encuentra fuera de su campo de visión le habla, no reacciona ante ruidos intensos o fuertes, no escucha sonidos como el timbre de la casa, no comprende cuando le hablan por teléfono o se cambia frecuentemente el auricular de un oído a otro, acude con un especialista en audición para que recomiende el tratamiento más adecuado para tu pequeño.

¡EVALUACIÓN SIN COSTO!

En Comaudi encontrarás una gran variedad de aparatos auditivos adecuados a las necesidades de tu familia, contáctanos para más información y agendar una cita de valoración, con gusto te atenderemos y te ayudaremos a encontrar la solución adecuada a tus necesidades.

Conozca nuestros productos y servicios en Comaudi

Esta imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es estudio-audicion-audiometria.png

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *